🐣 Alimentación para pollitos

Pollito Sedosa del Japón

   Al igual que todo recién nacido, los pollitos van a necesitar una alimentación especial los primeros días de vida, en pequeñas cantidades y con mucha frecuencia.

   Lo primero que tenemos que saber es que: las primeras 24h de vida los pollitos no necesitan comer. Por ello, es importante dejar a la mama tranquila con los chiquitines el primer día y no paséis pena si no salen del nido a comer. 

   Vamos a tener tres opciones para alimentarlos:

1) Comprar pienso.

2) Comida casera.

3) Mix pienso y comida casera.

Pollito comiendo.

Pienso.  Si optamos por darles pienso, tendremos que comprar una comida especial de arranque para pollitos. Empezaremos por la presentación en polvo, seguido del formato en migas para tenminar con el granulado. Dentro del granulado también vais a encontrar diferentes tamaños.

Comida casera.  Los primeros días podemos ofrecerles huevo duro bien picadito. Luego a este huevo duro le integraremos miguitas de pan. A medida que pasan los días vamos a ver que no será necesario trocearlo tan chiquitín. Después incorporaremos granitos de arroz. Y pasados unos días más introduciremos el maíz troceado. Además podremos ofrecerles una papilla de salvado de trigo ¡que les encanta!

Mix. Podemos hacer una combinación de ambas opciones, pienso combinado con comida casera.

¡IMPORTANTE!

Independientemente de nuestra elección, es muy importante siempre ir integrando los alimentos poco a poco. Los cambios bruscos no les sientan bien. A lo largo de 4-5 días introduciremos el alimento nuevo paulatinamente.

Frecuencia. Las primeras semanas de vida van a necesitar comer pequeñas cantidades pero con mucha frecuencia. Podremos dejarles el plato siempre con comida (vigilando que se mantenga limpio) o bien, deberemos ofrecerles comida cada 4 horas.

No debemos olvidar que, siempre deben tener agua limpia a su disposición.

Y MÁS…